Cómo dar la vuelta al Lago Ranco en un día

Un recorrido en auto para disfrutar del sur de Chile en familia



En este artículo te trazamos la ruta para que sepas cómo puedes tener un inolvidable día con tu familia, en un lugar único,  en los alrededores de las termas LLifén.

Si estás en busca de paisajes apacibles, un respiro de aire puro y experiencias divertidas, dar la vuelta al Lago Ranco es el plan perfecto para un fin de semana en familia.

El lago Ranco es el tercer mayor lago de Chile, tras el Llanquihue y General Carrera, con una extensión de 442 km².  Situado en una comuna de la Provincia de Ranco, en la Región de Los Ríos, sorprende por sus aguas cristalinas y las grandes montañas andinas que lo bordean.


RUTA EN GOOGLE MAPS 


El punto de partida de esta aventura es el Hotel Spa Termas Llifén.  Si gustas puedes salir en la mañana, luego del desayuno o  en la tarde, después del almuerzo.  AL salir de las termas toma el camino hacia la izquierda y a tan solo 2 km de recorrido detente para que admires la belleza del río  Calcurrupe,  cuyo nombre significa “Camino de brujos”, en Mapudungun.

 

Puente Calcurrupe

La  primera parada es en el Puente Calcurrupe,  construido sobre el río del mismo nombre. El río Calcurrupe nace en el Lago Maihue y desemboca en el Lago Ranco. Es muy famoso por ser uno de los destinos más concurridos  para la pesca deportiva de truchas arcoíris y fario.   

En este punto, si quieres poner a tope tus niveles de adrenalina,  tienes que recorrer las bajadas del río Calcurrupe en Kayak, desde el Puerto Los LLolles,  hasta el ex balseo de Calcurrupe, un recorrido de aproximadamente 15 km. También puedes hacer bajadas en bote para 2 personas, un paseo en el que te puedes detener para pescar y fotografías.

Si no eres amante de los deportes extremos o no te gusta pasear en bote, puedes pararte a apreciar la belleza de las praderas y de las torrentosas aguas del río, para luego seguir camino hasta Auquinco.






Auquinco

A 200 metros del puente Calcurrupe, a mano izquierda está el acceso a Auquinco,  6,5 km desde la ruta principal.  Este encantador lugar, en medio de cerros y cordilleras, a orillas del río Calcurrupe,  es ideal para arrendar un bote para pescar en sus refrescantes y cristalinas aguas.

También si te gusta el senderismo puedes penetrar los frondosos bosques y escarpadas cumbres que bordean a la pequeña cuenca. Si prefieres la quietud, esta parada también es una excelente opción para la contemplación de fabulosos paisajes y conversar con su gente que ha unido esfuerzos para potenciar el turismo y la agricultura. A esta visita debes seguir hacia una corta parada en el mirador de Laguna Verde.

 

Laguna Verde

A 6 km de las termas, a mano izquierda, desde la carretera se puede ver la Laguna Verde, su agua se ve  del color que lleva su nombre.  Rodeada de árboles milenarios y arbustos, es la parada perfecta para respirar aire puro.  

Aquí el tiempo de parada es corto porque debido a su fuerte pendiente y a sus límites cercados,  no se puede  tener acceso a este atractivo. Solo puedes verla desde un mirador que hay en la vía que te conduce al Paso de La Mula, tu próxima parada.

 

Paso de La Mula

Antes de cruzar el puente Nilahue,  desde  las Termas a unos 8 km aproximadamente, está el Paso de La Mula, donde el agua pasa con fuerza entre enormes rocas. 

En este lugar  la adrenalina corre tan rápido como las aguas del Nilahue, si no bajaste por el río Calcurrupe en Kayak, por no llevar al límite tus niveles de adrenalina, en esta parada no lo vas a poder evitar. Pasar por el puente de cemento que está sobre  la imponente garganta de roca basáltica formada por el río Nilahue, es definitivamente una de las experiencias más excitantes que vivirás al hacer la vuelta al Lago Ranco.

 

Salto Nilahue

Más adelante del Paso de La Mula, está el Salto Nilahue. Camino a Lago Ranco, a 13 km de las termas,  se aprecian desde la carretera los 2 saltos de  agua consecutivos. El  acceso para disfrutar de este espectáculo más de cerca, se encuentra a 200 metros antes del puente  a mano derecha.

En los costados de estos saltos con 40 metros de altura, puedes observar paredes de basalto con una singular forma, producto de la erosión del agua. Una parada obligada para contemplar la naturaleza y hacer buenas fotografías.  De aquí continua el camino hacia el Parque Riñinahue.

 

Riñinahue

Si quieres refrescarte, detente en Riñinahue  y a tan solo 3 km de la ruta principal está la playa de Riñinahue, tambien conocida como Playa Epulafquen, conocido por  sus encantadas playas aptas para el baño.  

La  Playa Epulafquen es un lugar perfecto para el descanso y la relajación, puedes broncearte y darte un chapuzón en verano. Si te gustan los deportes acuáticos como el SUP y el Kayak también puedes practicarlos en este apacible balneario situado a tan solo  8 minutos, 5,1 km de los Saltos de Riñinahue, nuestra siguiente parada.

 

Saltos de Riñinahue

Al llegar a este punto, estarás en un icónico panorama de Chile y te impresionarás al ver los dos saltos  que gracias a la erosión del agua, forman un gran pozón de aguas verdes. También hay una gruta que no puedes dejar de conocer.

Los Saltos de Riñinahue son muy conocidos por los fanáticos de los deportes y la adrenalina, tras celebrarse la final de la competencia internacional de clavados  Red Bull Cliff Diving, en 2017.

En los Saltos de Riñinahue también se encuentra el acceso a la reserva natural Futangue, nuestra próxima parada. Al llegar a este punto, ya has recorrido 21,6 kilómetros desde las Termas Llifén.



Parque Futangue

Estando en Riñinahue, a 2 minutos de camino puedes entrar a la reserva natural del Parque Futangue, disponible  para el público durante todo el año.  Aquí también puedes descubrir los encantos de la naturaleza tales como cascadas, ríos, lagunas, bosques y montañas.

Desde luego cuenta con actividades como caminatas con senderos de más de 100 kilómetros, pesca deportiva, mountain bike, trekking al  Cerro Mayo en donde podrá apreciar la espectacular  vista del lago. Si sales preparado para hacer parrilla, este parque  cuenta con quinchos y lugares para picnic. Más adelante te espera el parque Ilihue.



Parque Ilihue

Cuando creas que ya lo has visto todo, te espera el Parque Ilihue, a 17,2 km, 19 minutos de camino. Este parque  emplazado en medio de la naturaleza, ofrece a sus visitantes actividades como canopy, senderismo, cabalgatas, agroturismo, tours guiados, Paintball,  spa rural y restaurant.

La variedad de opciones recreativas empuja a hacer una parada más larga en este punto.  La visita al Parque Ilihue, es la favorita de los niños y jóvenes de la familia. Ahora sigue la ruta hacia Pueblo Lago Ranco.



Pueblo Lago Ranco

Al salir del Parque Ilihue, a 23,3 km está  el Pueblo Lago Ranco. En este paraíso encuentras un sinfín de actividades para realizar ya sea a  pie, en bicicleta, automóvil, kayak y bote. En Pueblo Lago Ranco puedes disfrutar  la costanera y la piedra mesa en donde tendrás una vista panorámica de la ciudad.

Visita también el salto Pichi Ignao, las ferias costumbristas y  Las Azufreras, vía ruta municipal. Al llegar a este punto, ya has recorrido 44 kilómetros desde las Termas Llifén y puedes hacer una parada más larga antes de seguir dando la vuelta al Lago Ranco.

 

Bosque Quillin

Al salir del Pueblo Lago Ranco, a  10,2 kilómetros  de camino, te espera el centenario Bosque Quillin, declarado Reserva Natural por su paisaje sinigual  en el sur de Chile.

Se trata de la ruta Puerto Nuevo y Lago Ranco que se encuentra engalanada por el bosque. Al transitar este tramo de 15 kilómetros,  te sentirás como si estuvieras en un cuento de Elfos y Hadas. Podrás respirar aire puro y disfrutar de la tranquilidad que ofrece la naturaleza mientras haces camino hacia la playa San Pedro.

 

Playa San Pedro

Al llegar a la Playa San Pedro,  situada a  23,3 km desde donde termina el Bosque Quillín, dejarás de respirar el aire puro de bosque para llenar tus ojos de azules tan intensos como los del Lago Ranco. Te maravillarás también con los destellos de luz plateada que se ven en la orilla.  Como esta playa tiene muchas piedras, te recomendamos llevar chalitas, agua para hidratarse y snacks.

Al estar en esta playa ya has recorrido más de la mitad de la ruta que te trazamos en este artículo y  te ubicarías a 37,6 kilómetros del Hotel Spa Termas Llifén. Ahora te espera la muy  visitada  Bahía Coique.

 

Bahía Coique

Desde San Pedro recorre 8,4 km, 10 minutos de camino, y llegas a la Bahía Coique, reconocida por su extensidad de arenas blancas, moderno camping y el importante complejo turístico del mismo nombre.

En esta parada comprobarás que la Bahía Coique es un paraíso en medio de la Cordillera de Los Andes. Es una playa grande, a orillas del Lago Ranco y con el cordón del Caulle de fondo, junto a bonitas praderas. Es de agua tibia y durante el verano podrás encontrar ferias y otros atractivos cerca. Si te gusta el deporte acuático, en Bahía Coique encontrarás embarcadero de lanchas y motos de agua.  Después de una buena dosis de playa, sigue el camino a Futrono.


Futrono

A 11 minutos de camino, desde Bahía Coique, llegas a Futrono que en  mapudungun significa “lugar de humos”. Tras pasar el cartel de bienvenida, podrás apreciar el Lago Ranco y sus islas en todo su esplendor. Puedes aprovechar para hacer fotografías de los paisajes que ofrece esta concurrida parada. Las cristalinas aguas del Lago Ranco invitan a ser observadas desde todos los ángulos y perspectivas posibles. Durante el día se torna azul intenso, al atardecer se tiñe de un naranja que lentamente pasa a un rojo intenso. Al crepúsculo, le siguen noches estrelladas. Al terminar la sesión fotográfica,  continúa el camino sin más  paradas hasta retornar a las Termas Llifén.



Termas Llifén

Y ya para regresar a las Termas Llifén, recorre 29,3 km,  hasta ver el Hotel Spa Termas Llifén. En este hermoso complejo termal te puedes hospedar para disfrutar de aguas a 25° y 38 °C. Además de tres hidromasajes que se integran perfectamente al entorno, con  cómodas  estancias y buena comida. Un lugar ideal para el descanso y la relajación en el sur de Chile.

Al hacer nuestra ruta de vuelta al Lago Ranco, coméntanos cómo te fue. Sin duda, junto a tu familia, volverás a casa  con una gran aventura que contar.

 

 




Calidad